Contenidos

Noticia

Salva Reina protagoniza la campaña del Ayuntamiento sobre los perjuicios de tirar toallitas al váter

Salva Reina protagoniza la campaña del Ayuntamiento sobre los perjuicios de tirar toallitas al váter

El Consistorio pedirá a empresas fabricantes que eliminen de los envoltorios el mensaje de que son biodegradables

El conocido actor malagueño Salva Reina es el protagonista de la campaña de concienciación que ha presentado este sábado la empresa municipal de abastecimiento y saneamiento de Málaga, Emasa, para explicar a los ciudadanos el grave perjuicio que causan al sistema de depuración las toallitas higiénicas que se arrojan al váter, y convencerles de que modifiquen ese hábito.

El actor, que presta su imagen de forma solidaria, aparece en el diseño con una toallita en la mano y una papelera junto al eslógan '¿Eres tú quien tira las toallitas al váter?', frase que se acompaña de cuatro notas aclaratorias sobre este elemento higiénico.

Así, se indica que "no es biodegradable", según advierte un estudio de OCU de noviembre de 2016; que causa un enorme daño al medio ambiente; que provoca grandísimos atascos en las cañerías y depuradoras y que genera un gasto que se puede evitar. "Actúa con responsabilidad ¡Es muy fácil!", concluye la publicidad.

La campaña ha sido dada a conocer en el Museo Alborania con asistencia del concejal de Sostenibilidad Medioambiental del Ayuntamiento, Raúl Jiménez, junto al resto de miembros de la Mesa Informativa de Saneamiento Integral de Emasa, constituida por representantes de los grupos municipales y de las asociaciones de consumidores Facua, Al-Andalus y OCU.

Según ha explicado el concejal, "se ha querido lanzar este mensaje en un tono amable, sin generar alarma social, ni asustar al ciudadano", al que se pretende transmitir "que basta un gesto sencillo y sin coste para acabar con un problema de importantes consecuencias tanto medioambientales como económicas".

Jiménez ha recordado que las toallitas higiénicas no sólo perjudican las redes generales de Málaga, sino que "también pueden obstruir las cañerías domiciliarias, con el consiguiente perjuicio directo para el ciudadano".

Emasa ha invitado a la presentación de la campaña a sus empleados y a sus familias. Los asistentes han participado en una jornada festiva, en la que han podido fotografiarse con Salva Reina en un photocall colocado expresamente en el porche del Museo Alborania, en el Palmeral de las Sorpresas. El encuentro ha sido difundido en las redes sociales municipales incluido el canal del programa de concienciación medioambiental 'Málaga cómo te quiero!?'.

ESTUDIO

Según han recordado desde el Ayuntamiento en un comunicado, la revista Compra Maestra de la OCU ha publicado en su número de noviembre un estudio, en el que pone de manifiesto "el carácter contaminante de las toallitas higiénicas, cuya generalización en el mercado se impulsó utilizando lo que la entidad considera tres mentiras".

En este punto, se señala el que puedan equipararse a un papel higiénico húmedo, que sean desechables y que sean biodegradables. El estudio analiza 15 marcas de toallitas que se están comercializando. Según sus conclusiones, "ninguna es desechable, después de dos días sumergidas en agua agitándolas constantemente, su porcentaje de desintegración no llega al 50 por ciento"; por lo que "los atascos en cañerías y depuradoras seguirán produciéndose".

La revista cifra en 200 millones de euros el gasto extra generado por los atascos en cañerías y depuradoras, basándose en la información aportada por la Asociación Española de Abastecimiento de Aguas. A ello, se suma el hecho de que su composición incluye celulosa mezclada con fibras sintéticas, que generan un serio problema ambiental.

INCUMPLIMIENTO DE LA ORDENANZA

El tirar las toallitas higiénicas al váter es una acción prohibida por las ordenanzas del Ayuntamiento de Málaga, han recordado. Su carácter contaminante fue tenido en cuenta en la Ordenanza del Ciclo Integral del Agua, en vigor desde 2013.

El artículo 61 sobre el uso correcto del saneamiento dice: 'Está prohibido arrojar residuos sólidos susceptibles de generar problemas de atoros o mal funcionamiento tanto en las redes de saneamiento interiores y generales como en las estaciones de bombeo y depuradoras, tales como trapos, toallitas húmedas y similares, algodones desmaquillantes, compresas y similares, bastoncillos de algodón, preservativos, colillas de tabaco, etcétera".

El Ayuntamiento de Málaga solicitará, además, a las empresas fabricantes de toallitas higiénicas que eliminen de sus envases las frases en las que dicen que son productos biodegradables o no contaminantes, para contribuir a mejorar la información de los consumidores.

Asimismo, el Consistorio se ha sumado a la Declaración Internacional del sector del agua urbana contra lo que han denominado el "monstruo de las cloacas", refiriéndose a las toallitas higiénicas. En total, más de 170 asociaciones y entidades operadoras de los servicios de agua urbana de 14 países han firmado ya esta declaración, en la que se advierte que las toallitas no son productos aptos para desechar por el inodoro.