Michael Santos, traspasado al Copenhague

Michael Santos, traspasado al Copenhague

El Málaga y el conjunto danés han llegado a un acuerdo para el traspaso del delantero uruguayo Michael Santos por una cantidad superior a los dos millones de euros tal y como anunció este miércoles el club malagueño. El atacante que costó más de 4 millones de euros por el 70% de su pase firma en Dinamarca hasta el verano de 2023. 

Santos llegó al Málaga hace tres temporadas, en la 2016-17, tras una larga trayectoria en el River Plate de Uruguay, y en su primer y único curso como malaguista jugó dieciséis partidos oficiales y marcó tres goles en Primera y uno en la Copa del Rey. En esa operación, el Málaga no compró el 100% del pase del jugador por lo que la cifra de venta no será al completo para el equipo de Martiricos. No hay que olvidar la gran apuesta deportiva que realizó la dirección deportiva en el atacante uruguayo, que encabezó Arnau y que invirtió en su momento 4,2 millones por el 70% de la propiedad del futbolista.

Además de la cantidad del traspaso, una cifra que supera los 2 millones de euros, la secretaría deportiva ha podido incluir una plusvalía de una venta futura del 10%; y además se ahorra la ficha del charrúa, cuantía importante ya que sus emolumentos no se veían reducidos a pesar del descenso de categoría y por supuesto el último plazo del pago de amortización por su fichaje hace cuatro campañas.

Las dos últimas temporadas estuvo cedido en el Sporting de Gijón en Segunda División y en el Leganés en Primera, respectivamente. "El Málaga Club de Fútbol desea a Michael Santos mucha suerte en su nueva etapa en Dinamarca", indicó la entidad en un comunicado.

El club malagueño sólo ha podido inscribir hasta ahora a nueve futbolistas profesionales por exceder el límite salarial y, con la salida del internacional uruguayo unida al traspaso de Javier Ontiveros al Villarreal, ahora podrá tramitar "al cien por cien" más fichas ante LaLiga, afirmó su director deportivo, José Luis Pérez Caminero, en la presentación del centrocampista José Rodríguez.

"Se están terminando algunos asuntos burocráticos con los traspasos que se están realizando y, cuando todo se cierre, la LFP nos dirá cómo quedamos para la inscripción de nuevos jugadores", dijo Caminero, que precisó que LaLiga también les "obliga" a dar de alta a aquellos con contrato que han regresado de cesiones.

Según el responsable técnico malaguista, LaLiga tendrá que marcarles "las pautas dependiendo del control económico", aunque la idea es "tener el mayor número de jugadores para completar la plantilla" e "intentar inscribir hasta veinticinco fichas".