Podemos sigue retrocediendo y pierde siete escaños

Podemos sigue retrocediendo y pierde siete escaños

Pasa de tercera a cuarta fuerza en Euskadi y Cataluña, donde hace tres años eran primeros, y en Madrid y Andalucía son superados por Vox

Unidas Podemos y sus confluencias han vuelto a retroceder en votos este 10-N al dejarse siete escaños con respecto a las elecciones generales de abril, repitiendo como cuarta fuerza en unos comicios donde han tenido la competencia de Más País. El partido de Pablo Iglesias ha obtenido 35 escaños y el de Iñigo Errejón solo tres tras su salto a la política nacional.

Con el 99,93 por ciento escrutado, los de Pablo Iglesias bajan tanto en el número de votos como en el porcentaje con respecto a las elecciones del 28-A. Supera ahora los tres millones de votos por poco (3.095.143), cuando en las últimas elecciones Podemos, Izquierda Unida y Equo consiguieron 3,7 millones de papeletas.

Entonces sumaron el 14,31% y ahora el 12,84%, es decir retroceden unos 700.000 votos y 1,47 puntos sobre su último registro. Hace tres años les votaron 5,08 millones de electores (el 21,15%) y se hicieron con 67 asientos en el Palacio de la Carrera de San Jerónimo.

Tomando de referencia la comparación con el ganador de las elecciones, el PSOE (120 escaños este 10-N), ahora el partido morado tiene 85 asientos menos en el Congreso de los Diputados que los socialistas, por los 81 de hace siete meses.

En abril Unidas Podemos ya pasó de tercera a cuarta fuerza de ámbito nacional, posición que repite el 10-N, entonces debido al auge de Ciudadanos y esta noche por el de Vox. En las anteriores elecciones ya sufrió un importante retroceso que ahora se confirma, aunque amortiguando la caída, puesto que el 28-A perdió 25 actas en el Congreso.
 

UN ESCAÑO MENOS EN MADRID Y SUPERADO POR BILDU


Una de las plazas a priori más disputadas era la de la Comunidad de Madrid, donde Íñigo Errejón venía de competir en las pasadas autonómicas de la mano de la exalcaldesa Manuela Carmena. El partido morado repite como cuarta fuerza y aventaja claramente a la marca lanzada por uno de sus fundadores, a la que dobla, aunque no consigue evitar ser superado por Vox.

Los de Pablo Iglesias consiguen 458.664 votos, el 13,00%. Se deja un escaño y pasa de seis a cinco diputados, al retroceder 156.600 papeletas. La irrupción de Más País-Equo le permite sumar solo dos actas para el Congreso en Madrid, al cosechar 199.050 votos (5,64%).

El mayor descenso lo sufrió Unidas Podemos en abril en el País Vasco, donde había sido la lista más votada hace tres años. El 10-N ha sido superado por EH Bildu -se quedó en abril a 20.000 votos- y pasa a ser cuarta fuerza: de cuatro pasa ahora a tres escaños, y se deja 43.168 votos y 2,18 puntos (181.337, frente a 224.505).

Su confluencia catalana, En Comú Podem (546.733 votos, 14,18%), que fue la candidatura más votada en Cataluña tanto en 2015 como en 2016, se desplomó en abril hasta la tercera plaza, por detrás de ERC y el PSC. El ascenso de JxCAT los relega ahora a la cuarta plaza, aunque repiten el número de escaños, siete. En abril se dejaron 240.000 votos y ahora 68.900.

En Baleares, Unidas Podemos ha obtenido el 18,10% y 81.976 papeletas, repitiendo sus dos escaños de abril. Retrocede 10.500 votos pasando a ser tercera fuerza por detrás de PSOE y PP. En 2016 fue la lista más votada y en abril se quedaron en la segunda posición, tras caer entonces ocho puntos en las islas.
 

PIERDE UN ESCAÑO EN COMUNIDAD VALENCIANA


Unidas Podemos también ha perdido apoyos en la Comunidad Valenciana, bajando de cinco a cuatro escaños, al dejarse 45.000 votos con respecto al 28-A. Ha cosechado 337.770 votos, el 13,36%.

En 2016, cuando Podemos y Esquerra Unida (EUPV) se aliaron en la Comunidad Valenciana con Compromís, fueron la segunda candidatura con más apoyos. Ahora repiten como la cuarta y Compromís, integrado en el partido de Íñigo Errejón (Més Compromís), revalida su único escaño (175.000 votos). Hace tres años, la marca 'A la Valenciana' sumó nueve escaños (cinco de Unidos Podemos y cuatro de Compromís).

En Navarra tenía un escaño que vuelve a revalidar, a pesar de que en 2016 en la comunidad foral consiguió dos diputados. Vuelve a perder dos puntos, pasando al 16,60% de apoyos, con 55.191 papeletas. Como en el País Vasco, EH Bildu le supera por unas décimas, ya que los abertzales han conseguido 56.387 votos.

En Galicia, Podemos repite alianza con Esquerda Unida, Equo. La salida de la coalición en abril de Anova y de las denominadas se tradujo en la pérdida de 134.566 votos y tres diputados.

Ahora la coalición gallega de Podemos repite como tercera fuerza con dos escaños, aunque prosigue el retroceso al obtener 186.000 apoyos (12,66%), 53.000 papeletas menos. Más País-Equo aquí no consigue diputado con 22.441 votos, mientras que el BNG recupera representación en el Congreso con un escaño merced a sus 119.400 votos.


SIGUE BAJANDO EN ANDALUCÍA Y CANARIAS


En Andalucía, Unidas Podemos pierde tres escaños, de nueve pasa a seis, al obtener 555.749 votos (13,06%). Pierde 100.900 apoyos y es superado por Vox, aunque repite cuarta plaza por el desplome de Ciudadanos. En 2016 en esta región tuvieron once escaños.

La única comunidad en la que los de Pablo Iglesias consiguieron subir en abril fue en Canarias, debido al descalabro del PP (que ahora pasa a cuatro escaños, ganando uno). El 10-N la formación morada pierde un escaño y se queda con dos, al bajar a 138.800 votos (29.800 menos).

En Asturias han revalidado la tercera plaza con un diputado, sin lograr recuperar el acta que perdieron el 28-A. Se dejan 19.000 votos al obtener el 15,96% y retroceder 1,18 puntos. Lo mismo ocurre en Murcia, donde consigue un único escaño con 62.000 votos, al igual que en Aragón, donde consigue retener un acta, aunque como en el resto de comunidades, baja 2,79 puntos.