Transportistas andaluces se ven "desamparados" ante el cierre de frontera de Francia con Reino Unido

Transportistas andaluces se ven

El presidente de la Federación Andaluza de Transportes (CETM Andalucía), Antonio Amarillo, ha afirmado este miércoles que los conductores que se han visto atrapados por el cierre de la frontera de Francia con Reino Unido para intentar frenar el avance de una nueva cepa del coronavirus se encuentran "desamparados" por el Gobierno, quien no los ha tenido como "su problema más acuciante" esta semana a pesar de la situación de bloqueo en la que se encuentran y que suma "otra desgracia más en el año que llevamos de pandemia".


"No hemos vivido una situación como esta en la historia", ha asegurado Amarillo en una entrevista en Canal Sur Radio recogida por Europa Press, en la que ha asegurado que es "imposible" que los transportistas puedan regresar a sus hogares para pasar la Nochebuena, ya que el tránsito entre Inglaterra y España son "dos días y medio o tres días", por lo que los conductores ya tienen asumida esta situación tras dos días atrapados en la vía que une los puertos de Dover y Calais.

Para Amarillo, la situación resulta "incomprensible" y "lamentable", ya que a su juicio, debía haberse dejado pasar hasta Francia al menos a los transportistas que ya estaban en tránsito y haberse hecho pruebas del covid-19 en destino. En esta línea, han considerado insuficiente la actuación por parte del titular de Ministerio de Transportes, José Luis Ábalos, al que la confederación nacional remitió una carta para que presionara ante Bruselas y el gobierno francés.

El presidente de la entidad andaluza ha señalado además los daños económicos que supone esta paralización para muchos de los transportistas, que regresaban con mercancías, lo que hacía que "un gran porcentaje" de ellos no regresaran directamente a España sino que tuvieran como escala algún punto del país galo. "No se puede hacer nada, se le tendrá que pedir responsabilidades a Francia cuando pase todo esto porque no ha sido la actitud más adecuada", ha dicho.

Mientras, ha lamentado las condiciones en las que siguen los transportistas, aparcados en los andenes de la carretera sin servicios básicos ni alimentos, a lo que según las últimas informaciones se les ha instado a acudir a un aeropuerto situado a 30 kilómetros del lugar en el que se encuentra para someterse a un test. "Es una situación kafkiana", ha observado Amarillo ante el bloqueo que supondría movilizar los camiones hacia un espacio así.

El representante de la patronal ha asegurado que los conductores tiene "todo el apoyo de los empresarios" aunque desde España apenas se puede hacer nada por ellos, si bien algunas empresas han sopesado enviar a alguien para dar provisiones o apoyo. "Hay mucho compañerismo y se van ayudando en lo pueden", ha apuntado Amarillo en relación al ambiente que se vive en las inmediaciones al Eurotúnel.