25.9 C
Málaga
24/05/2022
101tv
Unicaja Baloncesto

El Unicaja llega 14 minutos tarde al Nou Congost (86-63)

El Unicaja tardó la friolera de 16 minutos en anotar una canasta de campo en Manresa (86-63), dilapidando así el primer duelo del Top 8 de la BCL

Ese fue el tiempo que el cuadro cajista tardó en anotar su primera canasta en Manresa. El peor partido del curso. Uno de los más negativos de la historia de la entidad. Así se resume la derrota en suelo catalán. El 3/12 de Bouteille o el -4 de valoración de Brizuela en casi 13 minutos de juego habla por sí solo del primer duelo del Top 8. La Final Four de Bilbao está cada vez más lejos. Si pasa del Carpena, será un milagro.

El peor cuarto de la historia del baloncesto europeo llegó el día menos indicado. El Unicaja no anotó ninguna canasta de campo en todo el periodo (0/18, 0/9 en T2 y 0/9 T3). Cuatro tiros libres, dos de Cameron Oliver y dos de Carlos Suárez, fue el bagaje de un periodo imborrable para las pupilas de los aficionados cajistas. Los parciales de Manresa se sucedieron durante los 10 primeros minutos. En el 5, la diferencia era de 14-0. En el 7, 25-2. Mooney le puso la guinda con una antideportiva para terminarlo por todo lo alto con otro 4-0 (29-4, min 10).

El estropicio se prolongó hasta el minuto 16, que fue el momento en el que el conjunto malagueño logró su primera canasta. Una bandeja de Abromaitis puso el 33-7. Lo dicho, historia viva del baloncesto. Una vez abierta la veda, Unicaja encadenó varias acciones consecutivas anotando, pero el Manresa resurgió de nuevo y con más fuerza para cerrarlo al descanso con el 47-21.

El tercer cuarto estuvo igualado desde el plano anotador. Es más, Unicaja se lo llevó de tres puntos. Pero la dinámica fue la misma. Cada vez que los cajistas intentaban acercarse en el electrónico, llegaba un parcial del Baxi. Barreiro destacó monopolizando el juego ofensivo aunque el resto no le acompañase al final del periodo (67-43, min 30).

Con pintura de labios el conjunto malagueño maquilló un partido para bajar por primera vez de los 20 puntos en el último minuto de encuentro, para cerrarlo con el marcador de 86-63

Un partido histórico negativamente hablando para un equipo que hace aguas. Manresa pasó por encima de un endeble e inofensivo Unicaja que nunca pudo meterse en el partido. El siguiente encuentro se disputará en el Carpena. Si pasa de ahí, tras esta imagen, será un milagro. 

Artículos relacionados

El Unicaja despide la temporada con otro esperpento (93-84)

Mariano Nogales

Otra derrota en el Carpena (95-100)

Mariano Nogales

El Hereda San Pablo Burgos agranda la herida del Unicaja (89-74)

Mariano Nogales
X